Focaccia rápida (con frutos de la huerta)

2014-03-25
publicidad
  • Raciones : 4
  • Tiempo de Preparación: 15m

La focaccia (‘hogaza’ en italiano) es una especie de pan plano cubierto con hierbas y especias (normalmente orégano y pimienta molida) y otros productos (tomates secos, champiñón…).

Se trata de un plato muy tradicional de la cocina italiana, muy relacionado con la popular pizza. Mientras que la pizza es famosa y conocida en el mundo entero,  la focaccia podría ser la “hermana pobre” que está siendo ahora más conocida.

Ahora la podéis comprar ya hecha en las grandes superficies (esta receta la he hecho, con la que venden en Mercadona)  La podéis comer directamente, como si fuese pan, y como viene preparada con muy pocas especies por encima, la podéis customizar a vuestro gusto y, eso sí, siempre, un golpe de horno. Templada o caliente, no tiene nada que ver con comerla fría.

Y dando vueltas un día, hice este plato. Es rapidísimo de preparar, económico, está muy bueno, y además quedareis como auténticos gourmets…y cada focaccia podéis servirla en porciones, para cuatro personas.

Esto que os traigo ahora es una idea, pero podéis variar vosotros mismos los ingredientes por otros.

Consejo-truco: Meter la focaccia en el horno a calentar, unos 10 minutos antes de prepararla, sin ningún otro ingrediente..  La rúcula que lleva encima, aderezarla antes en un plato o fuente, con aceite, vinagre balsámico de Módena y sal, y una vez aliñada ponerla encima de la focaccia

Ya me contareis

Ingredientes

  • 1 focaccia ya precocinada (yo la compro habitualmente en Mercadona)
  • 1 puñado de hojas de rúcula (podéis poner también lechuga de “hoja de roble”)
  • 1 cucharada sopera de piñones
  • Unas lascas (lonchitas finas) de queso parmesano
  • 3 o 4 lonchas, muy finas, de jamón de pato o jamón serrano
  • Aceite, sal y vinagre balsámico de Módena

Pasos

Paso 1

Encender el horno a 180º y meter directamente la focaccia durante unos diez minutos, para que este caliente, vigilando para que no se queme.

Paso 2

Mientras tanto, en un plato o fuente, aderezar la rúcula, a vuestro gusto, con aceite, vinagre y sal. Reservar.

Paso 3

Poner en una sartén unas gotas de aceite y echar los piñones, llevándolos al fuego para que se tuesten un poco, sin que se quemen.

Paso 4

Sacar de un bloque de queso parmesano tres o cuatro lascas (lonchitas finas).

Paso 5

Sacar la focaccia del horno y cubrirla con la rúcula ya aliñada, extendiéndola bien para que quede todo el pan (focaccia) cubierto. Echar por encima los piñones tostados, Poner encima las lascas de queso y las lonchas de jamón. Echar por encima un “hilito” de aceite de oliva y otro “hilito” de vinagre balsámico de Módena. Servir inmediatamente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Calificación media de los miembros

(5 / 5)

5 5 1
Califica esta receta

1 personas calificaron esta receta

2.111

publicidad