Gofres salados de queso

2019-12-20
publicidad
  • Tiempo de Preparación: 20m

Os voy a descubrir una receta deliciosa que se convertirá en una receta básica de vuestra cocina: los gofres salados. Opción perfecta para un entrante, un picoteo o, como en este caso, de acompañamiento. Es como poner unas patatas al horno. Yo los he puesto como acompañamiento de una carne asada: un trozo de carne asada y un gofre de patata de acompañamiento, y quedas como un super chef. El éxito está asegurado

Pero, dicho sea de paso, también te arreglan estupendamente esa cena ligera de fin de semana.

Estos gofres salados de patata se cocinarán muy rápidamente y tendrán en las patatas el ingrediente principal de su masa. Si no tenemos tiempo de preparar esta masa de gofre cociendo nosotros las patatas, podemos hacerlo con puré  de patatas en copos. Seguimos las instrucciones del paquete y hacemos 500 gramos de mezcla de puré. El resto de la receta la seguimos como os indico.

Vamos a preparar una base de lo más especial, deliciosa y rápida. Tomar nota de este gofre de patata, que mezclaremos con un queso camembert, o con cualquier otro queso que más os guste (cabra, Enmental…) el resultado te apasionará.

Con las cantidades que os doy os salen 8 unidades.

Por supuesto será necesario tener una gofrera. Es un electrodoméstico muy barato y bastante habitual en nuestras cocinas, sobre todo si tenemos hijos o nietos. Yo tengo la gofrera del Lidell, que es de las más baratas del mercado. Pero si no tenemos gofrera y nos apetece la receta, los podemos hacer en formato tortitas, utilizando una sartén antiadherente.

 

Ingredientes

  • 50 gr. de mantequilla a temperatura ambiente (preferiblemente con sal)
  • 100 gr. de harina
  • 1/2 cucharadita de café de levadura tipo Royal
  • 250 ml de leche temperatura ambiente
  • 2 huevos
  • 3 patatas medianas
  • 150 gramos de queso camembert rallado
  • Sal y pimienta blanca al gusto
  • Una pizca de nuez moscada (optativo)
  • Spray antiadherente, aceite o mantequilla para engrasar la gofrera

Pasos

Paso 1

Cocemos las patatas con la piel, en abundante agua y un poco de sal. Escurrimos cuando estén blanditas.

Paso 2

Pelamos las patatas y las colocamos en un bol o recipiente apropiado. Le añadiremos el queso, la harina, los huevos, la sal, la pimienta, la nuez moscada, la mantequilla, la levadura y la leche. Mezclamos con ayuda de la batidora, hasta que tengamos esa consistencia perfecta de un gofre.

Paso 3

La mezcla no tiene que quedar muy liquida. Os aconsejo echar la mitad de la leche en el recipiente donde vayamos a utilizar la batidora e ir añadiendo más si lo creéis necesario. También es posible que si las patatas son un poco grandes o más harinosas de lo habitual, necesitéis más leche.

Paso 4

Calentamos previamente la gofrera con aceite, mantequilla o espray desmoldante. Volvemos a dejar que se caliente y cuando se ponga el pilotito en verde, echamos 2 cucharadas soperas generosas para cada gofre. Las extendemos un poquito y cerramos la gofrera.

Paso 5

Dejamos que se hagan hasta que se vuelva a encender el piloto verde, comprobamos si están suficientemente cocinadas y mantenemos un poco más en el caso de que no estén bien dorados. Yo, en mi gofrera, los tengo 3 minutos. Se sirven tibios o calientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Calificación media de los miembros

(5 / 5)

5 5 1
Califica esta receta

1 personas calificaron esta receta

188

publicidad